27 Oct 14

Torre Al Hamra: Tocando las nubes de Kuwait

Comenta »
Promedio de valoración
    4 / 5 (1 votos)
Tiempo de lectura 4 min

 


Pie de foto: Torre Al Hamra.
Crédito: Cortesía Rob Faulkner

77 pisos de oficinas, 3 sótanos y más de 400 metros de altura son las características de la torre Al Hamra, el edificio más alto del Emirato de Kuwait, en Kuwait, su capital, ciudad que actualmente es el centro económico, cultural y comercial del país.

El proyecto se construyó entre 2006 y 2011. El diseño arquitectónico de la torre crea la ilusión de un sutil y elegante giro que refleja la península con un delicado “velo” de vidrio, permitiendo impresionantes vistas.

La torre tiene un innovador diseño arquitectónico definido con características simples y sencillas, basado en la eliminación de la relación masa/volumen hacia el sur, con el fin de maximizar las vistas y minimizar la radiación solar. La torre da la sensación de ser una escultura torsionada que reacciona con el entorno a través de su envoltura transparente con orientación norte y su pared orientada al sur.

La fachada

La fachada, que da un giro profundo de 130 grados, es recubierta en piedra caliza. Al inicio del proyecto, los diseñadores se preocuparon por que los muros pudieran derrumbarse ante el peso del revestimiento, por lo que decidieron instalar baldosas en las plantas inferiores y una malla de baldosas cubierta con caliza triturada en los niveles superiores con el fin de reducir el peso, manteniendo la estética de la fachada.

Con el objetivo de maximizar los puntos de vista y minimizar la ganancia de calor en los pisos destinados a oficinas, un cuarto de cada placa se desplaza hacia el lado sur, generando así una estructura monolítica en el lado sur, enmarcada por sinuosas paredes que definen la forma icónica de la torre.

El muro actúa como piel protectora frente al sol del desierto cuando las temperaturas alcanzan los 55 grados. Los paneles que conforman la fachada fueron separados entre si a 1 cm para permitir la posible expansión de los mismos, dadas las altas temperaturas de la región.

Estudios computarizados de la dinámica de fluidos, y la posterior prueba en modelos físicos en el túnel de viento, demostraron que una torre con perfil ligeramente irregular sería más eficaz para mitigar el desprendimiento del vórtice; un fenómeno que crea remolinos de viento e induce a movimientos laterales no deseados en un edificio de esas alturas.


Pie de foto: Fachada recubierta en piedra caliza.
Crédito: Cortesía Dosio Dosev

Distribución de servicios

La torre cuenta con 195 mil metros de espacio comercial y de oficinas. Tiene un centro comercial de cinco pisos, un spa, teatro, cine, restaurante y 11 pisos de parqueadero y 70 pisos de oficinas.

El edificio está dividido horizontalmente en tres zonas apiladas de oficinas. Las dos superiores están equipadas con zonas de reuniones y otros servicios, a los cuales se accede por ascensores locales.

La estructura

Los muros acampanados de concreto reforzado del lado sur tienen forma de paraboloide hiperbólico y se extienden de izquierda a derecha, del núcleo central hacia lo alto de la torre, dando una apariencia de que la torre está cubierta por un ondulado manto.

Las cargas gravitatorias de dichos muros en una de la esquina sur oeste son mayores que los pesos de los muros de las fachadas norte y sureste, razón por la que los ingenieros diseñaron una losa reforzada para la base de 60 x 69 y 4 m de espesor. La losa está apoyada sobre 289 pilas de 1,20 m de diámetro y longitud entre 20 y 27 m, ubicadas en la zona de mayores esfuerzos.


Pie de foto: Muros curvados de la torre Al Hamra
Crédito: Cortesía Dosio Dosev

En la entrada principal de la edificación, hay un lobby de 24 m de altura al cual se le aplican los principios de estructuras laminares para generar una singular geometría que permite aumentar el espacio libre entre columnas. Las columnas del lado norte se curvan hacia fuera alejándose del centro conformando, así el sistema estructural del lobby puede soportar 55 mil toneladas de carga.

En la parte superior, la torre termina en un espacio público de 40 m de altura donde hay un restaurante y un mirador. En esta zona, se destaca un sistema de entramado de 9 m que soporta la estructura de la cubierta y la ventanería del mirador, debido al giro de los muros, que impedía el soporte de los vidrios.


Pie de foto: Construcción de la torre.
Crédito: Cortesía SOM

El Al hamra ha sido galardonado con múltiples premios internacionales, incluso desde antes de su inauguración. Una vez inaugurado, el edificio ha recibido diversos reconocimientos, incluyendo una mención como uno de los mejores inventos del 2011 según la revista Time y el Premio a la Excelencia otorgado por la Asociación de Ingenieros de California.

En la construcción de esta icónica torre, se emplearon más de 195.000 m3 de concreto. Este material se eligió gracias a su maleabilidad para poder proporcionar una estructura moldeada. Uno de los principales desafíos del proyecto fue el bombeo de 500 mil toneladas de concreto, a más de 400 metros de altura.


Pie de foto: Muros posterior de la edificación
Crédito: Cortesía Earth Hour

Nota aclaratoria de responsabilidad: Las observaciones contenidas en este documento son de carácter informativo y deben ser aplicadas y/o evaluadas por el constructor o usuario solamente en caso de considerarlas pertinentes. Por lo tanto, estas observaciones no comprometen a Argos, a sus filiales o a sus subordinados.


Promedio de valoración
    4 / 5 (1 votos)

Sobre el autor

avatar
Redacción 360° en concreto otro Ciudad: País: Colombia

Comunicadora Social y Periodista de la Universidad de Antioquia (2007). Especialista en Mercadeo de la universidad EAFIT (2015). Actualmente me desempeño como Jefe de Estrategia Digital en Argos. Como redactora he cubierto temas de cultura, medio ambiente e industria. Amo el arte en todas sus expresiones.


54.80.209.254

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



Archivo